La Bolsa de Madrid está compuesta por cuatro índices, siendo el índice Ibex 35 el más importante de los cuatro. El Ibex 35 está compuesto por las acciones españolas con mayor liquidez intercambiadas de forma continua. Acciones, bonos convertibles, deuda del Estado y valores de renta fija, todo ello se intercambia en la Bolsa de Madrid. El 90% de las transacciones que realiza la Bolsa de Madrid se hacen a través del Sistema de Interconexión Bursátil Español, también conocido como SIBE. La Bolsa de Madrid se creó en el año 1831 y ha crecido hasta convertirse en el centro más importante y de mayor proyección internacional dedicado al intercambio de valores en toda España.

La Bolsa de Madrid es la bolsa de valores más importante de las cuatro que existen en España, tiene una destacada proyección internacional y es el centro de todas las organizaciones del país. La Bolsa de Madrid es propiedad de Bolsas y Mercados Españoles, de ahí la abreviatura por la que se le conoce, BME. El Grupo BME está formado por las bolsas de Barcelona, Bilbao, Madrid y Valencia, los MF (Mercados Financieros) e Iberclear. La Bolsa se encuentra ubicada en un impresionante edificio construido a finales del siglo XIX.

Cuando hablamos del intercambio de acciones y de valores, nada es más importante que una buena información a tiempo real. El flujo de información no se puede interrumpir, porque si eso sucede le puede costar a la gente una enorme suma de dinero, por lo que se ideó y se implantó un nuevo y más sofisticado sistema. El recientemente implementado sistema de señalización digital ha tenido una gran demanda para conseguir información actualizada en el mismo Parqué, ofreciendo diferentes tipos de contenidos según la condición de los diferentes mercados en cualquier momento.